El Programa de la UICN 2013-2016 se rige por dos rasgos de la vida actual: la producción y los patrones de consumo globales están destruyendo el sistema en que se apoya la vida – la naturaleza – a un ritmo persistente y peligrosamente elevado. Y las personas, comunidades, gobiernos y actores del sector privado están subutilizando el poder potencial de la naturaleza y las soluciones que puede brindar para hacer frente a los desafíos globales en campos tales como el cambio climático, la seguridad alimentaria y el desarrollo social y económico. La UICN las llama soluciones basadas en la naturaleza.

Ya de lleno en la Década de las Naciones Unidas para la Diversidad Biológica y la aplicación del Plan Estratégico para la Diversidad Biológica 2011-2020, el Programa de la UICN 2013-2016 tiene como objetivo movilizar a las comunidades que trabajan por la conservación de la biodiversidad, el desarrollo sostenible y la reducción de la pobreza en esfuerzos comunes para detener la pérdida de biodiversidad y aplicar soluciones basadas en la naturaleza para conservar dicha biodiversidad, aumentar la resiliencia, reforzar la equidad, reducir la pobreza y mejorar así el bienestar de los habitantes de este planeta.

El Programa se basa en el nicho de la UICN como autoridad mundial en conservación de la biodiversidad, soluciones basadas en la naturaleza y la gobernanza ambiental relativa a ello. Comprende tres Áreas del Programa:

  1. Valorar y conservar la naturaleza, área que refuerza el trabajo central de la UICN relativo a la conservación de la biodiversidad, poniendo énfasistanto en los valores tangibles como intangibles de la misma.
  2. Gobernanza efectiva y equitativa en la utilización de la naturaleza, área que consolida el trabajo de la UICN sobre “las relaciones entre las personas y la naturaleza”, los derechos y responsabilidades, y la política económica relativa a la naturaleza.
  3. Implementar soluciones basadas en la naturaleza para los desafíos globales en el clima, la alimentación y el desarrollo, área que amplía el trabajo de la UICN acerca de la contribución de la naturaleza para hacer frente a los problemas del desarrollo sostenible, particularmente el cambio climático, la seguridad alimentaria y el desarrollo social y económico.

El Programa se implementa mediante el esfuerzo conjunto de la Secretaría (1.000 empleados de los programas temáticos mundiales y nueve programes regionales) con las seis Comisiones de la UICN, las cuales cuentan con más de 11.000 miembros, quienes aportan conocimientos esenciales para la implementación del Programa. Bajo la ‘Carta para Un solo Programa’ adoptada por el Consejo en mayo de 2011, los 1.200 Miembros de la UICN, que incluyen Estados, agencias gubernamentales y organizaciones no gubernamentales, hacen su contribución cuando existe convergencia con el Programa de la UICN. El Programa cuenta con indicadores de impacto relativos a la biodiversidad, las personas y la naturaleza, y la naturaleza y el desarrollo. Esta es la razón de ser de la UICN. Sobre la base de una estrecha relación entre conocimiento-políticas-acción, el Programa promete generar tres resultados globales que también son adaptados y aplicados por los Programas Regionales y las Comisiones de la UICN:

  1. Un conocimiento creíble y confiable para valorar y conservar la biodiversidad lleva a mejores políticas y acciones sobre el terreno.
  2. Mejores arreglos para la gobernanza con respecto a la gestión de los recursos naturales refuerza los derechos y genera conservación con equidad, con beneficios tangibles para los medios de subsistencia.
  3. Ecosistemas saludables y restaurados hacen contribuciones efectivas en relación con sus costos al hacer frente a los desafíos globales relativos al cambio climático, la seguridad alimentaria y el desarrollo social y económico.

La UICN está renovando su Modelo de Gestión con el fin de recaudar recursos para la implementación del Programa y contar con colaboraciones más efectivas. Los Miembros contribuyen a la UICN, como ‘Unión’, a través de un financiamiento que proviene de las cotizaciones y de acuerdos marco con donantes específicos. La UICN depende de fondos de la asistencia oficial para el desarrollo para tres cuartas partes de su presupuesto general. El Programa se apoya en un nuevo Modelo de Gestión destinado a reforzar los principales productos de la UICN relativos al conocimiento; la generación de programas financiados a gran escala por las agencias de asistencia al desarrollo o los Miembros; y la utilización de nuevas fuentes de financiamiento destinadas a influenciar las políticas y la gobernanza ambiental, más allá de la asistencia al desarrollo.

Programa Mundial de la UICN para 2013-2016
https://cmsdata.iucn.org/downloads/programa_de_la_uicn_2013_2016_final_29_nov_12.pdf